Ni el cadismo ni el actual presidente del Cádiz van a olvidar, en algún tiempo, los días 10, 11 y 12 de este enero. Fueron jornadas intensas, con una afición crispada por el cese de Álvaro Cervera, el mejor entrenador de la historia del club, según dijo el mismo Vizcaíno, que lo había despedido horas antes. Una afición que conoció el nombre del sustituto, Sergio González, que será el encargado de enderezar la nave amarilla y tratará de sumar los puntos para seguir aspirando a la permanencia. Un objetivo complicado, difícil, pero nada imposible.

El Cádiz se tiene que centrar en LaLiga -pase lo que pase, en Gijón, con la Copa- porque está a 4 puntos de salir del descenso y quedan 18 partidos. Nadie puede olvidar lo que aquí ha hecho Cervera, pero tampoco que el Cádiz está por encima de todos y esto es fútbol.

El presidente Vizcaíno asumió toda la culpa de como está el equipo, pero hay más culpables y no sólo el técnico cesado. Este martes llega el Espanyol, herido tras perder con el Elche. El Cádiz tiene que salir de la crisis deportiva y ahí la afición también tiene mucho que decir. ¿Lo demás…?, que hay mucho, tiempo al tiempo…

Carlos Medina

Director

 

El presidente dio la cara solo

Estuvo correcto; bien Vizcaíno, en la rueda de prensa. Facilitó que se le preguntara todo lo que se quisiera, no se amedrentó ante tantos periodistas ni de los gritos que se escuchaban desde fuera; bueno, más que gritos, insultos y el ¡Vete pa’Sevilla! y ¡Álvaro Cervera!, ¡Álvaro Cervera!, ‘¡El Cádiz somos nosotros…!

Pero lo que me pareció fatal es que estuviera solo. No en la mesa, no. Que nadie de su Consejo, ni el mismísimo Rafael Contreras, su vicepresidente, estuviese en la sala de prensa; ni Pepe Mata, su asesor directo. Sí, el subsecretario Martín; el empleado Miguel Clarés, Ignacio Estrella y el director de Comunicación, Pepe Grima. Vizcaíno, a nuestra pregunta, nos dijo que quiso estar solo frente a todos y, pese a lo que nos comentaron un par de consejeros, digan los que diga, muy mal. Fatal. Lamentable.

 

La noche que cayó Cervera y cenó Sergio González con Vizcaíno  

Fue el 10 de enero. Se filtró que Cervera estaba cesado, pero no era así oficialmente y lo aclaramos en Twitter, pero sí estaba sentenciado, tras ‘lo’ de Pamplona y contínuos desencuentros del técnico con el presidente Vizcaíno. 

Tampoco era una sorpresa. Con la marcha del equipo, penúltimo clasificado, con 14 puntos de 60, sólo dos victorias y sin haber ganado un partido en casa, en toda la primera vuelta, la decisión estaba cantada. No se habló de ello con Cervera aquella tarde/noche solo se le citó para el siguiente día en ‘El Rosal’. 

El presidente Vizcaíno reconoció, en la rueda de prensa, que esa noche del día 10, cenó con el propio Sergio González, sin la presencia de su representante, Antonio López, que el acuerdo era verbal y sólo hacía falta firmarlo. Y por la tarde del día 10, la marabunta, la protesta masiva en las redes sociales y apoyo total a Álvaro Cervera, al que se considera  el mejor entrenador de la historia del club. Sergio llega para evitar el descenso.  Veremos…

 

Navarrete, Pina, Vera Luque , Alberola…

¡Vaya últimos días, en el Cádiz CF SAD! Antonio Navarrete, que pensaba pasar la Nochebuena en casa, empeoró y falleció el 28 de diciembre. El cadismo recordó a este gran hombre y muchos creen que el club debe tener un gran detalle con él en este Estadio, el próximo o donde sea.  

Quique Pina vio como un juez desbloqueaba sus cuentas y las de la familia, le eximía del delito de blanqueo (que es el peligroso), en la ‘Operación Líbero’ y además expulsaba al Cádiz del proceso judicial, tras asegurar que Pina no perjudicó en nada al Cádiz CF. 

El chirigotero y articulista Vera Luque es uno de los creadores de la Plataforma ‘Alma Cadista’, que reivindica la identidad y el sentimiento cadista. El cadismo está muy indignado.

El árbitro Alberola Rojas volvió a reírse de la afición del Cádiz, al no señalar un claro penalti ante el Sevilla. Sin vergüenza.