Vizcaíno sigue sin cumplir su palabra

Firmó el poder deportivo para Quique Pina, con un año de retraso…, pero continúa negándose a darle la firma mancomunada de ‘Locos por el Balón’

Quique PinaY Vizcaíno se rindió y entregó la firma. Ha tardado exactamente un año en firmar cumpliendo así su palabra. Ha estado 12 meses ‘jodiendo’ a Quique Pina y en las últimas semanas ‘jodiendo’ de forma explícita al Cádiz, en la etapa más importante de la temporada, cuando hay que realizar y componer la plantilla que luchará en un difícil campeonato.​

Vizcaíno chuleó, salió a relucir su soberbia y prepotencia y terminó hartando a Pina y a Cordero, que siguieron trabajando, pero sin que se firmara a ningún futbolista, lo que llegó a crispar y alertar a la afición.

SERIA ADVERTENCIA

A Vizcaíno se le advirtió seriamente y, ante lo que se le venía encima, claudicó. Firmó, dio el poder ejecutivo a Quique. Gana Pina, gana el Cádiz, pero el sevillano ha quedado retratado y se ha ridiculizado asímismo.

Además sigue sin dar la firma mancomunada de ‘Locos por el Balón’. Tampoco en eso cumple su palabra lo que obligará a Quique Pina a tomar medidas judiciales… Parece que a Vizcaíno le gusta ir a los Juzgados, aunque luego pierda. Pero así gana tiempo y así ‘jode’ el futuro del Cádiz CF SAD.

EN LAS OFICINAS DEL CLUB

En la mañana del 7 de agosto, Quique Pina llegó a las oficinas del estadio ‘Carranza’, donde ya estaba Vizcaíno y su compadre, el consejero Jorge Cobo; por cierto, el único que le queda al sevillano de los 6 con el que comenzó su etapa como presidente del Cádiz.

A los Sánchez Grimaldi, Martín José García Marichal, Raúl Vizcaíno y Miguel Cuesta los echó Vizcaíno, con el invento ese de ‘consejero externo’, pero eso sí ellos continúan figurando en el palco de honor y si pueden en primera fila. También se fue Fran Canal, aunque oficialmente no se ha dicho nada, pero está ‘desaparecido’ del Cádiz y dicen por Pamplona que la está liando en Osasuna.

En las oficinas se celebró un Consejo de Administración (Vizcaíno, Pina y Cobo, los tres únicos consejeros) y se aprobó la firma del contrato por el que el empresario murciano  conseguió el poder ejecutivo en la faceta deportiva. El notario Carlos Cabrera estuvo en el estadio para certificar la firma.

CUATRO RAZONES

El sevillano se acojonó, en un plazo de 3-4 días, cuando se dieron estas circunstancias:

1.- Durísimas charlas y duras advertencias de Juan Carlos Cordero, en Benalup y al día siguiente en su despacho en ‘Carranza’. Entonces supo que Pina iba ‘a por todas’.

2.- El hecho de que el jugador Luca Bijker llevara tiempo sin firmar fue una prueba de la fortaleza de la posición de Quique y Cordero y que no iban a ceder.

El propio Vizcaíno se negaba a firmar más contratos de jugadores por temor a incurrir en el incumplimiento del contrato de hace un año lo que implicaba una indemnización millonaria (5 millones según nuestras informaciones). Por cierto un contrato que el sevillano no ha respetado. 

3.- Le molestó mucho la protesta de los ‘Brigadas Amarillas’, en Benalup, que volvieron a gritar ‘Vete pa’Sevilla no te queremos’ y ‘Vizcaíno dimisión’, además de desplegar dos pancartas en las que se leía “Todos los veranos igual: basta de engaños…”, texto dirigido directamente al sevillano, y la segunda pancarta con el consabido: ¡Vizcaíno dimisión!

4.- Vizcaíno se acojonó y se vio totalmente acorralado cuando supo, a traves de ‘su’ jefe de prensa y del club, Grima, que el periodista Jesús Jaques, de Diario de Cádiz, le había hecho una entrevista a Quique Pina y que era durísima. Se aplazó para evitar que Vizcaíno se echara para atrás…

Y la segunda entrevista se publicó el 10 de agosto y Pina se mantuvo descubriendo la mentiras y traiciones del que todavía es presidente del Cádiz que, no se olvide, accedió al cargo de prestado, como explica Quique Pina.

Vizcaíno podría desmentir algo de esta información, que lo haga con pruebas, porque su palabra no nos vale.

Guardar

Guardar